nicación a la CNMV se circunscribe al emisor. No obstante, suele ser habitual que en
la difusión de hechos relevantes, la CNMV considere como tales no únicamente los
procedentes del emisor sino los que así resulten de su examen material.
Se considera información privilegiada toda información de carácter concreto que se re-
fiera directa o indirectamente a uno o varios valores negociables o instrumentos financieros
de los comprendidos dentro del ámbito de aplicación de esta Ley, o a uno o varios emisores
de los citados valores negociables o instrumentos financieros, que no se haya hecho pública
y que, de hacerse o haberse hecho pública, podría influir o hubiera influido de manera apre-
ciable sobre su cotización en un mercado o sistema organizado de contratación.
También se aplica a los valores negociables o instrumentos financieros respecto de
los cuales se haya cursado una solicitud de admisión a negociación en un mercado o
sistema organizado de contratación.
El Real Decreto 1333/2005, de 5 de noviembre, precisa que se entiende incluida
en el concepto de cotización, además de la correspondiente a los valores negociables o
instrumentos financieros, la cotización de los instrumentos financieros derivados rela-
cionados con aquéllos.
El Real Decreto citado también indica que, en cuanto a las personas encargadas de la
ejecución de las órdenes relativas a los valores negociables o instrumentos financieros,
también se considerará información privilegiada toda información transmitida por un
cliente en relación con sus propias órdenes pendientes, que sea de carácter concreto, y
que se refiera directa o indirectamente a uno o varios emisores de valores o instrumen-
tos financieros o a uno o a varios valores o instrumentos financieros y que, de hacerse
pública, podría tener repercusiones significativas en la cotización de dichos valores o
instrumentos financieros o en la cotización de los instrumentos financieros derivados
relacionados con ellos.
Se considerará que una información puede influir de manera apreciable sobre la coti-
zación cuando dicha información sea la que podría utilizar un inversor razonable como
parte de la base de sus decisiones de inversión.
Asimismo, se considerará que la información es de carácter concreto si indica una
serie de circunstancias que se dan, o pueda esperarse razonablemente que se den, o un
hecho que se ha producido, o que pueda esperarse razonablemente que se produzca,
cuando esa información sea suficientemente específica para permitir que se pueda llegar
a concluir el posible efecto de esa serie de circunstancias o hechos sobre los precios de
los valores negociables o instrumentos financieros correspondientes o, en su caso, de
los instrumentos financieros derivados relacionados con aquéllos.
COMUNICACIÓN FINANCIERA:
TRANSPARENCIA Y CONFIANZA
288
1...,278,279,280,281,282,283,284,285,286,287 289,290,291,292,293,294,295,296,297,298,...313