12
Fórmulas de remuneración al accionista
REMUNERACIÓN AL ACCIONISTA EN LA BOLSA ESPAÑOLA:
CIFRAS, DEBATE Y TIPOLOGÍA
más volátiles que los pagos de dividendos que se caracterizan
por una mayor estabilidad. Las investigaciones realizadas en
los principales mercados del mundo en el ámbito de las re-
compras y amortizaciones indican que las compañías jóvenes
y con mayor riesgo prefieren cada vez más las recompras de
acciones a los pagos de dividendos. En el caso de las compa-
ñías de mayor tamaño y ya establecidas se aprecia un uso cre-
ciente de las recompras acompañado de menor crecimiento
de los pagos de dividendos.
En resumen, se adivina todavía un largo trecho para te-
ner una clara comprensión de cómo y por qué las compañías
deciden sobre la remuneración a sus accionistas, tanto entre
diversas fórmulas de pago como entre pagos o recompras de
acciones. No hay duda, sin embargo, de que la elección de
esa política es una decisión de la máxima relevancia estrecha-
mente vinculada con las decisiones sobre la estructura finan-
ciera (capital y deuda) y su objetivo es maximizar el valor de la
compañía y la utilidad para los accionistas. Y la palabra “polí-
tica” es intencionada: la remuneración a los accionistas no es
arbitraria ni evoluciona de manera aleatoria.
Las 19 fórmulas de remuneración al accionista
practicadas en la Bolsa española
Dejando a un lado el debate lo que está claro tras evaluar
los datos ya apuntados es que esa “política” de remuneración
ha sido generosa y muy variada en el conjunto de las empresas
cotizadas en España en los últimos años. Este estudio deja evi-
dencia cómo la fórmula de remuneración al accionista elegida
por cada compañía tiene efectos contables y fiscales diferentes
tanto para los diferentes tipos de receptores (accionistas) de
las retribuciones como para la propia compañía que las
lleva a cabo.
Bastantes de los tipos analizados son habituales y
sobradamente conocidos, otros son novedosos y algunos
una mezcla, también nueva, de modalidades conocidas.
Muchas de ellas comparten aspectos comunes por lo que
para facilitar el análisis desde diferentes puntos de vista
hemos procedido a delimitar 13 aspectos o formas de en-
cuadrar las 19 maneras de retribución al accionista que se
han dado en la Bolsa española. El resumen de las combi-
naciones posibles se muestra en la
Tabla 2
(págs. 14 y 15),
que acompaña estas líneas.
Un primer grupo de fórmulas de remuneración se-
rían aquellas que tienen la consideración fiscal de “Ren-
dimientos del Capital Mobiliario” (RCM), llevan consigo
un “pago en efectivo” y se les aplica la “retención” fiscal
en origen. Esas fórmulas se reflejan en la columna (I) de
la
Tabla 2
y la primera y mayoritaria es el “Dividendo en
efectivo con cargo a resultados del ejercicio”. Dentro de
este grupo se encuadran 9 de las 19 fórmulas revisadas en
el trabajo. Algunas de ellas llevan consigo la opción para
el accionista de reinvertir el pago en efectivo recibido en
acciones de la compañía.
Dentro del grupo de fórmulas que tienen la consi
deración fiscal de “Rendimientos del Capital Mobiliario”
(RCM) y se les aplica la retención fiscal, hay tres casos en
los cuales el accionista recibe como pago acciones (co-
lumna II): son el reparto de reservas de libre disposición
mediante la entrega de acciones de otras empresas coti-
zadas o no cotizadas, la devolución de reservas de libre
disposición mediante entrega de acciones de la autocarte-
ra y el dividendo a elegir, en efectivo o acciones de otra
sociedad, cuando se opta por recibir acciones de otra
compañía. Diez de las fórmulas de remuneración contem-
pladas no tienen la consideración de rendimientos del ca-
pital mobiliario (columna III).
En el apartado de fórmulas sin efectos fiscales presen-
tes o futuros ni retención solo figura la reducción de capi-
tal mediante amortización de acciones (columna IV). Es la
única que no tiene ningún impacto fiscal ni en el momento
en el que se lleva a cabo ni en el futuro.
Entrando en aspectos fiscales concretos se encuen-
tran las fórmulas en las cuales no existe retención fiscal
(columna V), una figura que se adapta bien a cierto tipo
de inversores. En el grupo de fórmulas de remuneración
que permiten diferir la tributación hasta el momento futuro
de la transmisión de las acciones (columna VI) se encuen-
tran pagos en efectivo (devoluciones de prima de emisión,
reducciones de capital con devolución de aportaciones o
dividendo elección con venta de derechos en el mercado)
o pagos recibidos en acciones (dividendo elección con
suscripción de acciones, devolución de prima de emisión
mediante entrega de acciones de empresas cotizadas o no
cotizadas, devolver la prima de emisión mediante entrega
de acciones propias procedentes de la autocartera, ampliar
capital mediante la emisión de acciones liberadas con
cargo tanto a reservas como a prima de emisión, ampliar
capital mediante la emisión de acciones parcialmente libe-
radas con cargo tanto a reservas como a prima de emisión
o retribución a elegir, en especie en acciones propias con
cargo a reservas por prima de emisión). Son fórmulas que
ofrecen al inversor un plus de flexibilidad a la hora de op-
timizar la fiscalidad de su cartera de valores.
1...,4,5,6,7,8,9,10,11,12,13 15,16,17,18,19,20,21,22,23,24,...92