Sistema de doble escalón: Iberclear y entidades
participantes
Por un lado, se sigue manteniendo el actual sistema
registral español basado en dos escalones. Además se
desarrolla una tercera peculiaridad española. El primer
escalón, está a cargo de Iberclear como DCV, en don-
de las cuentas de valores de las entidades participan-
tes registrarán sus saldos (en cuenta propia) y la de sus
clientes (o terceros según la terminología del sector).
Se abre eso sí, la posibilidad de que las entidades par-
ticipantes en Iberclear puedan contar con más de una
cuenta propia y más de una cuenta general de terceros
donde anotar el global de los saldos, limitación actual.
Así, siguiendo la nueva normativa CSDR, en Iberclear
sus entidades participantes podrán disponer de varias
cuentas propias y varias cuentas de terceros, a la vez
que se podría abrir y mantener cuentas individuales a
nombre de sus clientes que así lo deseen. Estas cuentas
serán operadas por sus entidades participantes pero el
nombre de las mismas, y por tanto la propiedad de los
valores, está reconocida en el mismo primer escalón,
eliminando el riesgo de custodia de las entidades fi-
nancieras.
El segundo escalón es el que se registra en los li-
bros de las entidades participantes en Iberclear y don-
de se recoge el detalle de los clientes propietarios de los
saldos globales registrados en el registro central con
un saldo global. A diferencia de las antes menciona-
das cuentas individuales, en estas cuentas los terceros
corren el riesgo de custodia con su entidad financiera,
estando sujetos al riesgo de pérdida compartida de va-
lores si por un error material o por dolo o negligencia
de su entidad financiera, los saldos globales registra-
dos en el primer escalón fueran menores que la suma
de detalle de todos los terceros anotados en el segundo
escalón.
Este sistema de doble escalón es específico de Es-
paña. Tanto el primer escalón, el registro de Iberclear,
como los libros de detalle, o segundo escalón, de la en-
tidades participantes en Iberclear son considerados un
todo, como Registro Central. A efectos de la legisla-
ción española, el propietario de los valores se presume
aquél al que a su nombre estén registrados los valores
en el segundo escalón, en caso de cuentas generales de
terceros, o en el primero si se trata de valores anotados
en cuentas propias o en cuentas individuales.
Se mantiene la capacidad supervisora de
Iberclear
Otra peculiaridad del sistema español es la capa-
cidad supervisora del DCV, Iberclear, que se mantiene,
e incluso se potencia, con la normativa que amparará
la Reforma del sistema de post-contratación español.
Esta función es ajena para el resto de DCVs europeos
con los que Iberclear tendrá que competir. Los super-
visores españoles consideran a la infraestructura de
mercado como una pieza central en la tarea de control
y supervisión del sistema.
Nuevo mecanismo de control: el PTI
Por último, como tercera gran diferencia con los
sistemas europeos se crea un nuevo mecanismo de
control de la trazabilidad del conjunto del sistema,
como forma de tratar de garantizar los mismos nive-
les de seguridad que las RRs permitían. Este mecanis-
mo se trata de un sistema de gestión y canalización de
información (“
PTI-Gateway
”) y de una base de datos
para almacenar dicha información (“
PTI-Database
”)
denominados conjuntamente “
Post-Trading Interface
(PTI), que se gestionará por BME. La información será
propiedad, en lo que a cada uno le ataña, de los inter-
Una peculiaridad del sistema español es la
capacidad supervisora del DCV,
Iberclear, que
se mantendrá, e incluso potenciará, con la nor-
mativa que amparará la Reforma del sistema de
post-contratación español. Esta función es ajena
para el resto de DCVs europeos.
50
3
ER
TRIMESTRE 2014
BOLSA
reportaje
1...,40,41,42,43,44,45,46,47,48,49 51,52,53,54,55,56,57,58,59,60,...80