Table of Contents Table of Contents
Previous Page  54 / 72 Next Page
Information
Show Menu
Previous Page 54 / 72 Next Page
Page Background

te a

benchmarks

oficiales, es decir, deben cuantificar

dicha eficiencia basándose en términos generales e

imprecisos tales como el riesgo de ejecución (deri-

va del precio obtenido con relación al precio cuando

recibieron la orden), el impacto de mercado, las hor-

quillas y la liquidez intradía.

El valor de los TCA

Es en este escenario donde nacen los sistemas

TCA

, acrónimo del término inglés

Transaction Cost

Analysis

: aplicaciones que permiten evaluar de ma-

nera objetiva los costes de ejecución (implícitos y de

oportunidad). Proporcionan medidas de la bondad del

servicio de ejecución de un intermediario y permiten

al cliente evaluar a su bróker, lo cual son factores en

pro de la transparencia. Precisamente esto último ha

llevado a ESMA a incluir los TCA´s en un documento

de consulta (Consultation Paper) de diciembre 2014 y

parece probable que los próximos cambios regulatorios

obliguen a las ESI´s (Empresas de Servicios de Inver-

sión) que operan en UE a disponer de esta herramienta

para informar de los costes implícitos de su operativa.

El TCA se convierte, además, en un instrumen-

to que permite a los operadores diferenciar de forma

activa su operativa frente a la de los competidores, así

como otorga a los inversores la posibilidad de dispo-

ner de nuevas variables a la hora de elegir qué gestores

se van a hacer cargo de sus órdenes de compraventa

enviadas a los mercados.

?

Cómo medimos los costes de la

operativa con el TCA?

Los TCA utilizan principalmente dos referencias

para analizar una operativa concreta: la primera es el

precio de cada valor o activo en el mercado en el mo-

mento en el que el bróker recibió la orden (más conocido

por su término en inglés “Implementation Shortfall”) y

la segunda es el VWAP (Volume Weighted Average Price

o precio medio ponderado por volumen) durante el pe-

ríodo en que el bróker ejecutó la orden (ver

gráfico 1

).

Para medir el coste utilizando el primer método

simplemente se calcula la diferencia en puntos bási-

cos entre el precio medio de la ejecución realizada por

el intermediario y el precio que tenía el valor cuando

se recibió la orden (“Arriving Price”). En caso de una

orden de compra, lógicamente, cuanto mayor sea el

VWAP respecto del Arriving Price peor será la ejecu-

ción (lo contrario en caso de una orden de venta).

El TCA es un instrumento que

permite a los operadores diferenciar

de forma activa su operativa frente

a la de los competidores, así como

otorga a los inversores la posibilidad

de disponer de nuevas variables a la

hora de elegir qué gestores se van a

hacer cargo de sus órdenes.

54

1º TRIMESTRE 2015

BOLSA

innovación y

tecnología